Los sixties
Principal Arriba Nacimiento Los fifties Los sixties Los seventies Los eighties Los nineties

horizontal rule

Mi adolescencia sobrevino, como los huracanes del Caribe, algo descontextualizada ya que estamos en el sur de todo.

Se hizo añicos mi romance con la vida y, aquella rubiecita que jugaba en las veredas de su barrio de Flores, se  transformó en un clásico de la rebeldía de la época. Crisis con la educación tradicional, crisis con los valores que le habían impartido y el destino prefijado a una niña burguesa de clase acomodada.

Cambio de piel, cambio de look, como toda adolescente, cambio de direcciones y sentidos.

A los 16 años publiqué mi primer libro de poemas, “Tiempo de Amar”, con poemas nihilistas que todavía hoy me gustan.

Volé a James Dean de las paredes de mi cuarto y entraron Beckett, el Che, Simone de Beauvoir, Borges y Cortázar. Me sentía con destino de escritora, me miraba en el espejo adolescente con gesto iracundo y John Lennon a todo volumen en mi Winco no dejaba dormir a mi familia.

Yo quería ser diferente, las mujeres convencionales me parecían un plomo y los destinos previsibles, un castigo divino.

Por ese entonces tenía por costumbre visitar los cementerios, como un paseo fúnebre por el sinsentido de la Humanidad. Estudiaba Letras en la Facultad y me pasaba las tardes en el Instituto Di Tella con mis ídolos de allí.

Cambiar el mundo, escribir en bares de Corrientes, ir al cine Lorraine. Libros consumidos y subrayados: el típico dogmatismo pueril del adolescente, la atracción por los sótanos donde le di lugar a una pasión definitiva: el teatro. Cuanto más sótano, más intenso me parecía el mundo. O, mejor dicho, esa suerte de submundo que me hacía codiciar tener ojeras, o hacerme adicta a alguna droga dura: no lo logré. Mi adicción fue y sigue siendo escribir, dibujar, leer.

Odiaba esta salud que hoy agradezco.

La llama que llama

horizontal rule

E-mail: dianaraz@argentores.org.ar                                                                                                                                    Espacio cedido por ARGENTORES